La construcción en madera promueve la sostenibilidad de las viviendas

CATEGORÍA » Blog

A nivel mundial, la madera es vital en los procesos de construcción así como en productos de consumo, ya que aumentan su producción y sus oportunidades, para que a diario cada vez más personas confíen en su sostenibilidad e innovación.

Apostar por la madera es, sin duda, apoyar la ecología, aparte de esencial para lograr cuidar el medioambiente a través de materiales renovables, reciclables, sin residuos y de forma natural. Este sector, en España ha aumentado su demanda, y colocan en el mercado los recursos para mantener la actividad, apoyado con una gestión forestal sostenible que no compromete el futuro de los bosques.

La madera en la construcción

La madera está vinculada al mundo de la construcción desde hace miles de años, y aunque cada vez se incluyen nuevos materiales, ésta no es desplazada. La principal razón es la versatilidad por su tejido fibroso natural, esto es justo lo que aumenta la demanda para la construcción de estructuras sólidas.

De acuerdo a las tendencias de diseño, el precio puede ser alto para trabajar con madera, pero eleva de forma significativa su atractivo estético, lo que le da valor a los hogares y promueve la destreza de la ingeniería que logra aumentar cada vez más su popularidad. Es por esto que se visualizan diversos espacios con exteriores en madera, que otorgan gran vistosidad en los hogares.

Como la construcción general de una casa es naturalmente cara, existen personas que optan por recursos específicos para decorar, como por ejemplo los porches Pergomadera, y lo hacen con especialistas en instalación de tarimas y terrazas en este estético material natural, los cuales son diseñados conforme a las necesidades del cliente.

El diseño de las estructuras con madera aumenta la construcción de espacios útiles, asimismo, la madera permite limpiarse de forma más sencilla que las obras tradicionales.

Ventajas de construir espacios en madera

Elegir construir en madera es apoyar a la conservación del medioambiente, ya que se reduce el consumo energético y la contaminación, sin olvidar los planes orientados a promover el crecimiento constante de los bosques, que son el principal pulmón de la tierra.

Casas con espacios de madera ayudan también a nivel de salud, puesto que la madera absorbe la humedad y la expulsa, en consecuencia, ayuda de forma significativa a las personas con patologías respiratorias, incluso filtran y purifican el aire, y evitan molestias procedentes de reumatismos.

En la actualidad, la naturaleza preocupa a la gran mayoría de los ciudadanos, por eso este material es el único natural y renovable, y su proceso de transformación es sencillo y con poco consumo de energía.

Asimismo, la madera ofrece confort, retorno a la naturaleza y calidad de vida a los habitantes del hogar. Es importante también mencionar las propiedades acústicas, ya que la madera absorbe las ondas sonoras que recibe, por eso los espacios en madera son más silenciosos y reducen el estrés de los habitantes.

Para las personas que viven en regiones frías, la madera es la mejor opción porque ofrece mejor aislamiento térmico dentro del hogar, aunque puede ser propensa al fuego, pero a la vez es muy resistente.

Finalizado su ciclo de vida, la madera puede ser reutilizable para distintos productos y aplicaciones, lo que alarga aún más su vida útil.

Construcción sostenible

El uso de la madera para la construcción sostenible deriva de la tala responsable, por ser un no derivado del petróleo, es un material reciclable, biodegradable y ecológico.

Cuando las industrias se refieren a la tala responsable, significa que los fabricantes deben sembrar un árbol por cada uno que talan, siendo ésta la clave del equilibrio en cuanto a la construcción sostenible.

Las casas construidas con madera ofrecen menor impacto medioambiental, ya que se necesita menos energía para su construcción, lo que logra minimizar la huella de carbono en el medioambiente.

Es importante señalar que existen falsos mitos sobre las construcciones con madera, uno de ellos es la durabilidad. Mientras en España las casas de hormigón se derrumban tras 40 o 60 años, las casas de madera es probable que sigan siendo hábiles tras 200 años.

Otro mito que engloba este tipo de construcción son los incendios, aunque pueden generarse por cortocircuitos o colillas mal apagadas, el riesgo es el mismo que en las casas convencionales, la diferencia es que si la madera no se apaga pronto puede quemarse de forma lenta.

Un aspecto desfavorable, es que los insectos como las termitas o escarabajos, pueden producir daños serios y agujeros en la madera, que haría necesaria una reforma.

Es importante señalar, que a pesar de sus beneficios, este tipo de construcción sostenible es viable sólo en espacios concretos, ya que con una superpoblación este medio no sería sostenible.

CURSOS Y MASTERS PARA ARQUITECTOS

Si estás interesado en Cursos o Másteres, échale un vistazo a nuestra selección de programas de formación específicos para arquitectos.

VER TODOS LOS CURSOS